ZINCO JAZZ CLUB: Jazz en México como se debe escuchar.

En una ciudad como CDMX, donde las propuestas en entretenimiento son interminables y la lista aumenta cada fin de semana, cine, teatro, música por todos lados, exposiciones y un mar de actividades a realizar, en diferentes lugares perfectamente acondicionados para el disfrute de la gente, es verdaderamente difícil que un recinto en particular cumpla ciclos largos de vida debido al cambiante gusto de sus habitantes.

Hace un par de años el ZINCO JAZZ CLUB cumplió una década de ser el icono de el jazz en CDMX, un lugar donde la calidad de los músicos que se presentan, el sonido, la atención y el ambiente jamás defraudan.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Para los que saben del tema no es cualquier cosa decir que en su escenario han participado figuras como Wynton Marsalis, líder de la “Jazz Lincoln Center Orchestra”, Paquito D’ Rivera o John Medeski, integrante de una de las más grandes bandas de free jazz, MEDESKI, MARTIN & WOOD. Es una garantía, el día que te pares en el ZINCO, de miércoles a sábado, sin duda habrá un artista que nos tenga abrazados a su música pero, no solamente con grandes nombres internacionales, también el apoyo al enorme talento nacional es una constante para el ZINCO donde, cada semana, puedes encontrar grandes personalidades del jazz mexicano, como los pianistas Alex Mercado, Daniel Wong y Mark Aanderud; la cantante y compositora Dannah Garay; la vocalista irlandesa nacionalizada mexicana, Louise Phelan; el contrabajista Agustín Bernal, el baterista Gabriel Puentes. No hay talento jazzístico que no haya o no quiera presentarse en el ZINCO.

Un increíble espacio situado en el sótano de un viejo edificio estilo Art Deco donde todavía se conservan las antiguas puertas de lo que solía ser el Banco de Mexico, un pequeño escenario que hace del lugar mucho más acogedor, el slogan “Jazz, cena y tragos” y otras cosas que hacen del ZINCO ese lugar que debes visitar si en serio te gusta sentarte y disfrutar de fascinantes ejecuciones musicales, buena comida y toda el alma del jazz.

 

 

El ZINCO, que tomó su nombre de un jazz club de Nueva York, el Zinc, y de la calle donde se ubica, Cinco de mayo, cuenta con una excelente barra donde te le puedes acercar a Adan, el bartender, y pedirle un Sazerac, el coctel especial de la casa que fue inventado en 1830 por Antoine Amadie Peychaud, un boticario que vendía su propia medicina patentada, y algunas de sus preparaciones incluían un coñac francés llamado Sazerac, se vendía como “medicina”, para evadir impuestos y sus ingredientes principales son bourbon y una chispa de hada verde, es parte de la experiencia.

Conoce más del ZINCO en su sitio web www.zincojazz.com y descubre todo lo que te ofrece el mejor lugar para escuchar Jazz en la CDMX. Te recomendamos hacer reservación ya que es un lleno total todas las noches. No puedes dejar pasar la oportunidad de asistir.